5 consejos para una postura correcta en la oficina

Postura correcta en la oficina

¿Sabes cuál es la postura correcta en la oficina? Si pasas muchas horas sentado… ¡apúntate estos consejos!

La edad, el sedentarismo, las malas posturas en el trabajo, el sobrepeso e incluso factores hereditarios pueden provocar dolor de espalda. Para prevenir esta dolencia tan común es importante realizar ejercicio para mantener los músculos de la espalda fuertes y flexibles.  También es vital mantener un peso saludable para evitar dolores lumbares y cuidar nuestra postura en el trabajo, sobre todo en esos en que pasamos 8 horas o más delante de una pantalla de ordenador.

De hecho, según un estudio sobre le dolor de espalda realizado por SEFAC (Sociedad Española de Farmacia Familiar y Comunitaria) en colaboración con SEMERGEN (Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria), alrededor del 80% de la población sufrirá, en algún momento de su vida, dolor de espalda, siendo las mujeres las más afectadas. Además, afirman que el dolor de espalda es el segundo motivo de consulta en los centros de atención primaria tras las enfermedades de las vías respiratorias.

Este estudio constata que un 19,1% de las causas de los dolores de espalda se deben a factores profesionales, por lo que si eres de los que pasan muchas horas sentado en la oficina, debes seguir una serie de pautas para cuidar tu salud a medio y largo plazo.

Consejos para corregir la postura en la oficina:

1. Cambia de postura

El cambio de postura cuando has estado mucho rato sentado aumenta la circulación y hace que la sangre y el oxígeno se muevan mejor por todo el cuerpo. Es recomendable levantarse 60-90 minutos para andar, estirarnos y descansar la vista durante, al menos, 5 minutos.

2. Cuello y cabeza en posición recta

Si trabajas enfrente de un ordenador, es importante que mantengas el cuello en posición recta para evitar agachar la cabeza para desempeñar tu trabajo. Ajusta tu silla para lograr esta posición o coloca algún objeto debajo de tu pantalla de ordenador para elevarla a la altura de tus ojos. Ten en cuenta que la pantalla del ordenador debe estar a unos 45 centímetros de la cara.

3. Siéntate de forma correcta

Al pasar tantas horas sentado en una misma silla, es muy común tomar una postura encorvada. La espalda debe estar siempre apoyada contra el respaldo, con apoyo lumbar, para mantener la columna recta y erguida. Además, el pecho también debe estar recto y nunca debemos levantar los hombros para teclear o escribir.

Si ya tienes el mal hábito, te recomendamos que anotes en un post-it un recordatorio y que lo vayas mirando cada hora para ir corrigiendo tu postura y tu hábito cada día.

4. Los pies en contacto con el suelo y las piernas nunca cruzadas

La posición de nuestros pies es un elemento fundamental para lograr una postura correcta que evite dolores de espalda. Siempre debemos mantener los pies en contacto con el suelo, es decir apoyados sobre una superficie, para mejorar el retorno venoso. Si ya has ajustado tu silla y los pies no están firmemente apoyados en el suelo, puedes utilizar un reposapiés. Además, las piernas deben estar siempre en ángulo recto con respecto a la espalda y nunca se deben cruzar, ya que esta posición puede alterar y dificultar una postura corporal correcta.

5. Evita los movimientos repetitivos

Cuando repetimos un gesto muchas veces podemos sobrecargar la musculatura y provocar dolor. Aun así, si crees que en tu día a día hay gestos que se repiten a menudo, intenta ser consciente de ello y realizarlos de la forma correcta.

Si sigues estos consejos puedes prevenir los conocidos “males de oficina” que van desde problemas de columna, dolores de espalda y de cabeza, tendinitis y molestias en las articulaciones. Si ya sufres dolor de espalda y has experimentado adormecimiento o cosquilleo en la espalda o articulaciones o incluso un dolor intenso que no se alivia con descanso, te recomendamos que consultes a un médico.

Cuéntanos… ¿te sientas bien en la oficina y te tomas algún descanso?

Si tienes alguna duda, escríbenos… ¡os leemos!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *